Era una tarde soleada de enero con un clima bastante agradable, en días pasados, el equipo de Travel Manía® había recibido una invitación de nuestro anfitrión Gustavo, más conocido como Toti, para degustar el menú del Restaurante El Maviri en la sucursal Condesa ubicado en la calle de Atlixco 94, así que después de encontrar un lugar cercano para nuestro auto, ya estábamos listos y dispuestos para disfrutar de una nueva experiencia gastronómica.

El restaurante cuenta con una decoración muy agradable y toques de informalidad que nos recuerdan el típico ambiente de las marisquerías del norte de nuestro país, lo cual va muy bien con el concepto del Maviri ya que ellos traen diariamente por avión, desde Sinaloa, los insumos para la preparación de todos sus platillos, lo cual asegura una gran frescura y nos aleja de ese desagradable sabor de mariscos congelados que desafortunadamente encontramos en otros restaurantes de la Ciudad de México. El menú es bastante extenso y definitivamente nos costó un poco de trabajo elegir los platillos a degustar dentro de una variedad tan extensa que va desde las entradas de Atún Laminado, Almeja viva (chocolata) o los exóticos Camarones Cucaracha, pasando por las tostadas y ceviches, el Chilpachole de Jaiva, hasta el tradicional Mignon de Camarón o el Filete Mitotero.

Después de observar la descripción de cada platillo por fin decidimos comenzar con la entrada de Aguachile en Salsa Marea Negra; el aguachile, por cierto, es un platillo originario de Sinaloa y en el Maviri también lo preparan en salsa roja de chiltepín y salsa verde de chile serrano, la salsa Marea Negra tiene como sazonadores un toque de chile serrano, salsa soya, maggi y salsa inglesa. Una delicia. Claro que todo esto acompañado de una michelada bien fría para darle mayor realce a los camarones.

Como segundo plato elegimos la monumental tostada de Mango Dorado con pescado, mango, aguacate, pepino y jugo de limón y la tostada Laminada de Atún marinada en cítricos, acompañada de poro frito, aguacate y un delicioso aderezo de chipotle que le da un toque realmente espectacular. Una de las características de El Maviri son las porciones bastante generosas de los platillos, por lo que a estás alturas ya comenzábamos a sentirnos satisfechos, lo cual lamentábamos pues había todavía una gran cantidad de platillos que se nos antojaban.

Ya como platillo fuerte nos fuimos directo a la zona de especialidades para elegir el Chicharrón de Pargo con salsa huichol, pico de gallo, salsa tártara, habanero y cebolla. El platillo es presentado en forma de nuggets de pescado bien frititos, rodeado del pargo mismo para que no quede duda de la frescura de los insumos. Así que sumergimos uno a uno los abundantes nuggets en la salsa tártara la cual combina de manera natural, al mismo tiempo que el oído disfruta con la crujiente sensación de cada bocado.

A éstas alturas realmente ya estábamos más que satisfechos, pues cómo había comentado antes, las porciones son bastante generosas, sin embargo por recomendación de nuestro anfitrión Toti decidí armarme de valor y compartir con él la mitad de un Taco Maviri con camarón preparado con crema, champiñón y chipotle, el cual me pude terminar a pesar de que la mitad del taco ya proponía un reto importante.

Quedaron en nuestra imaginación y antojo las Carnitas de Atún, el Hijo de Suchi, la Birria de Mariscos, el Tatemado o las Maracas de Salmón, entre otros atractivos platillos que seguramente degustaremos en una segunda visita al Maviri, ya que puedo decir que disfrutamos plenamente la comida, la grata compañía de nuestro anfitrión y el buen servicio de Ángel y Gustavo quienes nos atendieron de manera muy amable y cordial. El Maviri cuenta con otras dos sucursales en Insurgentes Sur y otra más en Plaza Victoria en la Av. Renato Leduc 220. Pueden revisar el menú completo, direcciones, servicio a domicilio, banquetes o realizar reservaciones en su sitio web:  www.mariscosmaviri.com

La sucursal Condesa cuenta con espacios agradables entre las mesas con espacios abiertos que permiten estar cómodo en el lugar para charlar tranquilamente o ver un partido de fútbol en las pantallas que se encuentran en los interiores. También cuenta con terraza exterior para fumadores o para disfrutar del excelente clima la mayor parte del año en la Ciudad de México. El precio promedio es entre $350.00 y $450.00 mxn por persona. Nos parece que los precios son buenos tomando en cuenta que los platillos están muy bien servidos con generosas porciones y la calidad de los mariscos e insumos en general es de primera calidad.

El Maviri, en resumen, es una excelente opción para vivir la experiencia de la cocina tradicional de Sinaloa en la Ciudad de México, a la par de disfrutar de la frescura de mariscos que viajan en avión y tienen la habilidad de transportarnos, aunque sea en nuestra imaginación, directamente a una agradable ramada de la famos playa de Maviri en las costas de Sinaloa.

Reseña por: Alfredo Pérez García
Travel Manía® CMDX
Guía Turística-Cultural de la Ciudad de México
www.travelmania.mx